Inicio > Familia espiritual > Fraternidad Sacerdotal > Europa 2004

Inicio > Noticias > 2004 > Asamblea europea de la Fraternidad Sacerdotal

Fraternidad Sacerdotal

Asamblea Europea 2.004

Entre los días 15 y 23 de julio de 2.004 hemos celebrado en la Casa Diocesana de Ejercicios de Aguadulce (Almería) el encuentro europeo de responsables. Este año nos encargamos la fraternidad española de organizar la asamblea. Ya en enero nos reunimos en Almería Eddy (responsable continental), Gabriel (responsable regional), Manolo POZO y yo con el fin de, al hilo de la última asamblea en Lisieux, preparar este encuentro. Por parte española estuvimos los tres más Leonardo, de la fraternidad extremeña.

Hermanos sacerdotes de nueve países (Alemania, Austria, Bélgica-Walonia, Bélgica-Flandes, Francia, Malta, Irlanda, Italia, Reino Unido y España) hemos compartido reflexión, contacto con la realidad de la zona y de la diócesis de Almería, con sus gentes y sus problemas, oración, adoración, revisión de vida, la eucaristía, fiesta (que celebramos la última noche con la participación de miembros de la fraternidad secular, los Hermanos del Evangelio de Roquetas de Mar y personas de la parroquia de Manolo) y una comunicación a través de los informes de las diversas fraternidades europeas sobre cómo evangelizar en esta Europa plural (habida cuenta de la influencia del Islam en Europa y otras confesiones cristianas), teniendo como base el texto de los discípulos de Emaús para las dinámicas de acogida y evaluación, los tres cuestionarios de revisión de vida – cómo acompaño, qué espero, cómo escucho- (realizada en grupos de afinidad lingüística) y la introducción al día de desierto, que realizamos en jornada completa en el santuario de Tices y su entorno (Alpujarra almeriense), lugar donde trabaja nuestro hermano Alfonso SOLA, obrero del campo y pastor en cuatro parroquias, quien nos acogió fraternalmente con ese espíritu evangélico y humano que le caracteriza.

Esperábamos la presencia de hermanos de las fraternidades de Polonia y Hungría, pero no pudieron acudir.

A lo largo de esos días tuvimos ocasión de participar en la procesión marítima con la Virgen del Carmen en Adra, bebiendo esa religiosidad popular que tantas veces nos condiciona y es motivo de encuentro festivo con la gente, conocer la realidad de la diócesis de Almería a través de una conferencia de Manolo POZO, compartir la reflexión de Gabriel en su conferencia sobre el camino de Emaús, el Islam en Andalucía (conferencia de José Luis SÁNCHEZ NOGALES), ecumenismo en el entorno almeriense, por su alta población de inmigrantes del Este (conferencia de Juan TORRECILLA), participar el último día de asamblea en la misa de rito bizantino, presidida por un sacerdote rumano, al servicio diocesano de cristianos del Este y encontrarnos con Helmut, del equipo internacional, quien nos puso al día sobre la realidad de nuestra fraternidad en los cinco continentes y la preparación para la asamblea mundial de 2.006 en Brasil.

El fin de semana del 17 y 18 lo dedicamos, parte de él, a compartir por parroquias la vida y trabajo pastoral y social de sacerdotes de las fraternidades de Almería y de Murcia y de otros sacerdotes amigos. Nuestros hermanos de Europa quedaron impresionados, sobre todo, por el trato con las personas, su cercanía a la gente y la acogida fraternal y amistosa.

Varios hermanos quedaron comprometidos para la elaboración final del texto que sintetiza nuestro encuentro de este año. Con la siguiente frase, en la dinámica de evaluación, expresábamos el gran regalo de estos días: “Alegría enorme de encontrarnos con otros hermanos de otras fraternidades, en donde hemos trabajado, escuchado, la realidad del mundo pluricultural y plurirreligioso desde la mirada de Dios y con esperanza”.

Contamos con la ayuda en todo momento de Maica, una joven comprometida de la parroquia de Manolo, quien hizo las funciones y tareas de secretaria, voluntariamente, y que colaboró constantemente al buen desarrollo de la asamblea. Impagable el trabajo de Manolo en los miles de detalles (lugar para el encuentro, logística, coordinación con instituciones,  etc.) que supone este tipo de encuentros.

El director de la Casa Diocesana de Ejercicios de Aguadulce, Ramón, y el personal de la misma, nos facilitaron siempre lugares y medios para que los participantes estuviéramos en nuestra propia casa.

Así nos sentimos allí y desde allí quedamos emplazados para hacer llegar a nuestras fraternidades lo vivido y reflexionado.

 

                                                Aurelio SANZ, fraternidad de Murcia

Recortes de Prensa

Introducción al Día del Desierto

 

¿Quiénes somos?   -   Contacte con nosotros   -   Mapa del sitio   -    Aviso legal 

Logotipo de la Familia Carlos de Foucauld