INFORMACIÓN DE LAS FRATERNIDADES

MÁLAGA.

PRIMERA COMUNIÓN DE DENISSE

Denisse, es una niña boliviana , de 11 años. Con ella y su familia llevamos años caminando juntos. Hemos compartido alegrías, penas, dificultades, gozos, la fe; también las veces que no es permitido llegar a final de mes económicamente; hemos apagado velas en los cumpleaños, disfrutado de los asaditos domésticos, de la yaguita. Esta niña nos pidió que la preparásemos a la primera comunión, en la fraternidad Secular C. de Foucauld de Málaga. Nos pusimos a la tarea en el mes de Agosto pasado y todas las semanas buscábamos un día para vernos. Lo bonito es que lo hacíamos con los padres y la niña, todos juntos dialogábamos, rezábamos, aclarábamos, así nos conocíamos más, nos ayudábamos a conocer y querer más a Jesús de Nazaret, desde la vida diaria. Lo bonito es que la catequesis se realizaba en las distintas casa de los miembros de la fraternidad, así la niña iba tomando conciencia de que era una comunidad, en donde ella iba a "entrar", que lo que importaba no era unos conocimientos, sino la experiencia de fraternidad. Que la base de la Iglesia no era el templo, sino la comunidad de hermanos, de familia.

Como hacíamos estos encuentros en un día de semana, a partir de las 20,00 horas, pues antes era imposible debido a horario de trabajo que tenían, aprovechábamos para cenar juntos, así el cansancio de todo el día, se aliviaba. Algunas tardes la conversación se alargaba hasta las 22,30 horas. Estábamos a gusto compartiendo experiencias.

Recuerdo que una tarde Denisse nos llamó la atención y nos dijo: - " Por qué siempre ustedes me preguntan, ¿puedo yo preguntarles?" Nos quedamos admirados, esto no estaba en el guión. Le asentimos. Y nos preguntó : - " Cuando veré a Dios", " Si Dios es mi Padre, ¿porqué no lo veo?" El deseo en esta niña, nos ayudó a profundizar en el Dios de Jesús, presente en los pequeños, los desposeídos especialmente.

A partir de ese día la niña traía sus preguntas. Ha sido una experiencia muy tierna, enriquecedora para la fraternidad de Málaga pues todos hemos participado en este proceso. Lo importante es que Denisse haya experimentado que la Iglesia, somos nosotros, la comunidad de los creyentes en Jesús, que queremos ser su rostro nazareno hoy y aquí.

Por fin llegó el día. Decidimos celebrarlo el 8 de Marzo. Nos reunimos sus familiares, amigos, la fraternidad secular y los hermanos de Jesús , Juan y Jose Mary Dos aspectos a resaltar de este día en que celebramos la primera comunión: Uno la presencia de una compañera de colegio, Isabel, con sus padres, los cuales dieron un sentido de inserción y acogida lindo. Las dos niñas jugaron y compartieron el día con alegría.

Otro un gesto de los tíos de la niña. Después que los padres llevaron el pan y el vino para la celebración, Hugo aportó una cesta con frutos de la tierra agradeciendo a Dios lo que nos da y José Orlando una vasija con agua que recordaba el bautismo, invitándonos a pasar y renovar nuestra fe en Jesús que nos salva.

El ambiente era propicio. Los participantes estábamos contentos y festejando, el amor que Dios nos tiene, la gran noticia que Jesús nos dejó y que hoy se hace realidad entre nosotros : ¡Somos hermanos!, allí estábamos nacidos en Bolivia, Ecuador, Italia, España, Francia... Si no es por Jesús, no nos conoceríamos, ni experimentaríamos el ser hermanos y ayudarnos.

Después compartimos lo que unos y otros habíamos llevado y el asadito que Reynaldo y Sandra los padres de la niña, nos habían preparado, conversábamos relajados después del trajín de la semana y las tensiones.

Las dos niñas jugaban en el campo, verde de primavera, entre los naranjos que despuntan ya de azahar, con la perra "Chula", cogían flores que estaban anunciando la esperanza de que ya está siendo posible una iglesia comunidad, fraterna, de iguales, en sencillez, doméstica. Estas niñas son signo de esa nueva realidad, son los brotes que anuncian una primavera hermosa y prometedora.

 

ENCUENTRO COMUNIDAD DE CAMINANTES.

El mes pasado dejamos pendiente estas preguntas:

- ¿cómo tendríamos que pensar ahora la Cuaresma a la luz de este Padre del que nos ha hablado Jesús y que no es un Dios sediento de penitencias y mortificaciones?

- ¿de que trataría hoy una reflexión sobre el ocaso o última etapa de la vida de Jesús?

Esta aportación, en forma de tríptico, nos podría ayudar a contemplar cómo fue la Pascua de Jesús y cómo tendría que reflejarse en la nuestra.

I.- Estaban cenando…

Cuando contemplamos las pinturas realizadas sobre la última cena de Jesús, vemos en ellas la gran mentira que se nos impone desde siempre:¡allí están solamente Jesús con los Doce!

En Lucas 8,1-3, leemos cómo le acompañaban un grupo de mujeres, y que algunas le ayudaban con sus bienes.

Es impensable que Jesús, por muy judío que fuera, en el momento de más trascendencia para una comunidad dejara fuera de la mesa, a las mujeres que iban con él.

Ellas ¿no oyeron, ni participaron en el “haced esto en memoria mía”? Conociendo la trayectoria de Jesús, pensar que esto fuera así, sería un sacrilegio. En la última cena que tomó Jesús entre nosotros, reuniría a todo el grupo que había caminando con él.

No en vano les contó un día que el Reino era una boda y pidió que salieran a los caminos, y que a todos les invitaran a comer con Él ( Mt. 22,1-10).

En estos días de Cuaresma y Semana Santa, podríamos reivindicar la Cena de Jesús, que es la nuestra, sin exclusiones de nadie.

Jesús ¿lavaría los pies a todos? ¡Un judío arrodillado delante de una mujer!

En aquella cena comenzó una vida nueva, un modo de relacionarnos distinto. Dio comienzo a una gran REVOLUCIÓN.

II.- Estaban , junto a la Cruz …

De la Mesa de Jesús, hay muchos excluidos, todavía. De la Cruz no se excluye a nadie; todo lo contrario, unos aceptándola y otros a la fuerza; todos estamos incluidos en ella.

No hay nada más que leer los periódicos, ver los telediarios. En ellos te hablan de cuántos Cristos siguen sufriendo y soportando el egoísmo de aquellos que acaparan, que se apoderan de todo. De tantos países que levantamos muros para que no nos vayan a quitar “nuestro consumo”. De tantos que cargan sobre nuestros hombros fardos pesados, que ellos no pueden llevar. Esta Cruz, como la de Jesús, no es querida por el Padre, ¿cómo va a querer tantas muertes, tanto egoísmo? Se siente una impotencia grande ¿qué hacer?

“Estaban junto a la Cruz de Jesús, su madre, la hermana de su madre, María la de Cleofás y María Magdalena” ( Jn. 19,25-26)

Estaban de pie. ¿Y los demás que rodeaban a Jesús en la cena? Podemos dar una mano a los que están cerca de nosotros. Pero en los grandes problemas que existen en tantos países. Cómo llegar a ellos. Ante el silencio cómplice de nuestro occidente, de las organizaciones de todas las iglesias y religiones, de lo políticos y los nuestros… El mundo calla, vuelve la cabeza justificándose al decir “yo no puedo hacer nada”,  ¿seguiremos como perros mudos?

Existen ya pequeñas luces, nuevos brotes, grupos pequeños que se convocan para gritar ¡”No!, ¡Basta ya!,¡Otro mundo está siendo posible!... que no estamos de acuerdo con el holocausto que se nos está ofreciendo en Gaza, la hambruna en África, el abandono del pueblo Saharaui, las masacres en Irak o Afganistán., con el trato de los “sin papeles”, con los niños adiestrados para la guerra, la soledad de los ancianos, la dejadez de los enfermos…

Son grupos pequeños que al menos acompañan a estos desposeídos, impotentes, pero con la firme esperanza que un día, que ya comienza en ellos como semilla, se hará un árbol grande que cobije a todo el mundo sin exclusión..

Todavía nos llegan los ecos de aquellas tres mujeres que estuvieron junto a la Cruz de Jesús.

III.- Estaban el día de la resurrección…

“Las mujeres que le habían acompañado desde Galilea, fueron de tras, para ver el sepulcro y cómo colocaban el cuerpo. A la vuelta prepararon aromas y ungüentos… el primer día de la semana, de madrugada fueron al sepulcro llevando los aromas que habían preparado.” (Lc. 23,54 y 24,1)

En esa última etapa histórica que estamos viviendo, en su ocaso, tenemos que estar alerta, para que la luz de la nueva madrugada no nos coja desprevenidos. En el mundo se va a dar un gran cambio, que ya está apuntándose:

- La globalización, nos está haciendo depender de un único poder.

- La emigración, está mezclando las etnias y culturas.

- El mundo, se está secularizando.

- La gente joven, no se encuentra a gusto en una sociedad ya rancia, y busca “su espacio”: “el botellón, sus conciertos”.

- La iglesia institución, está sin vocaciones, llegando a la decadencia y a la defensiva.

Lo que está desapareciendo no es el mundo, sino una forma de vivir. Lo que está desapareciendo no es el cristianismo, sino una manera histórica de ser cristiano. En este ocaso, depende de cómo tomemos los cambios, en el futuro seremos “un resto” o “un residuo”.

“Un resto”, en el sentido bíblico, es un brote de vida, con promesas de futuro, de florecimiento.

“Un residuo”, es un pálido recuerdo de un pasado más vigoroso.

El que pueda prosperar una u otra alternativa, dependerá de que sepamos transmitir esta nueva luz, como en otros tiempos nos la trasmitieron aquel grupo de hombres y mujeres que caminaron con Jesús.

Y como aquella otra mujer, la Magdalena, el Resucitado la enseñó a vivir “soltando”, y dejar de buscarle entre los muertos, así nosotros sepamos decir ¡Hola! , a lo nuevo, a la vida, a lo que despunta como alternativa y nos desafía desde su novedad y “soltar” lo que se va quedando rancio en nuestros grupos.

Para la reflexión :

- A qué estilo de vida y de comunidad, compromiso, modos organizativos, etc,, tenemos que ir muriendo, para VIVIR el Evangelio en toda su plenitud, porque nuestras viejas formas empiezan a oler a naftalinas, y su perfume no es el de la simplicidad y de la inclusión evangélica.

- Qué brotes nuevos estamos viendo y qué hacemos nosotros para acogerlos y llevarlos a nuestras vidas.

 

TESTIMONIO DESDE COLOMBIA

Preparando la Semana Santa 2008

Noticias buenas desde Valledupar (Colombia)

1. Carlos es un cristiano muy comprometido, ingeniero, asado y padre de un niño, asistió a los tres encuentros que realizamos en la casa de otros cristianos de la parroquia, ésta promueve las reuniones periódicas entre los laicos que compartan una misma vecindad, en la casa de uno de ellos. El tema es la preparación para la Semana Santa a través de la idea del perdón y misericordia divina. Carlos nos cuenta una experiencia cercana. Debido a su trabajo, presento un proyecto en un municipio cercano en el que actuaban a sus anchas los paramilitares. El alcalde, le daba largas para obtener la respuesta; ante su insistencia, Carlos recibió amenazas de muerte por parte del grupo antedicho que trabajaba de acuerdo con el mandatario. Retiró su proyecto, él cual necesitaba desarrollar porque se encontraba desempleado y sin dinero. Al poco tiempo estando en Misa, llegó el momento de la paz y Carlos se volvió para darla, en esto se encontró con la sorpresa de que tenia que tender la mano al alcalde que lo había amenazado. Carlos no dudó en desearle la paz y nos dijo” ese día Dios me puso a prueba para expresar mi perdón como Él me lo concede a mí". Se siente satisfecho de no experimentar odio ni rencor.

2. Adelmo y Marlene es un matrimonio que ha sufrido una de las mayores desgracias como es el perder a dos hijos: una niña de 5 años murió de leucemia hace 20 años y hace siete un disparo fortuito segó la vida de un hijo de 21 años. Les quedan tres más, el menor con una ligera discapacidad mental. Esta familia derrocha amor entre ellos y hacia sus amistades, además mantienen una alegría y buen humor contagiosos Las reuniones periódicas sobre temas de reflexión se hacen siempre en su casa y ellos nos hablan de su fe firme y profunda que los mantiene a pesar de todo el sufrimiento.

Saludos. Paloma

 

BARCELONA.

El domingo día 10 de febrero nos reunimos en Barcelona para festejar el 90 aniversario de Irene, de la fraternidad secular de hace 30 años aproximadamente.  Asistieron los antiguos miembros de la fraternidad que conocían a Irene.

Irene no fue nunca persona de encuentros de mucha gente ni de viajes y posiblemente muy pocas personas la conocieron pero fue alguien importante en la fraternidad de Barcelona por su vida de oración y su atención y delicadeza hacia cada persona.

La fiesta fue cortita porque hubo que acostarla a la misma hora de cada día, es decir, a las 7,30 de la tarde. Comimos, hablamos, hicimos fotos, le regalamos plantas y nos reímos mucho recordando tiempos pasados.

 

MADRID.

TESTIMONIO DE PILAR MAÑA

(Leído por Joaquín en el Encuentro Nacional de la Fraternidad Secular en Abril de 2007 en Carabanchel. Meses más tarde falleció)

Soy Pilar Maña, de la fraternidad secular de Madrid.

Por enfermedad, estos últimos años permanezco alejada de los encuentros y de las familias, pero estoy muy cerca de todos.

Gracias al pequeño grupo de la fraternidad de Madrid, vivo al tanto de todos los actos y de sus miembros. Ellos me cuentan todo lo importante de cada encuentro y me hablan de todos y de cada uno de vosotros, como si estuviera con cada uno.

Mi vida de fraternidad ahora es la oración y en ella va mi dolor, procurando teneros a todos en mis silencios de contemplación.

De este modo vivo lo más sencillamente posible con mi familia, procurando la felicidad de ellos.

Si estuviera sola en Madrid, sin fraternidad, buscaría el modo de encontrarme con alguna, para permanecer en unidad, ya que para mí la fraternidad es lo que da sentido a mi vida y todo ello con la alegría de ver en todo mi camino y recordar:

“Padre mío, me pongo en tus manos Haz de mi lo que quieras…”

 

SEVILLA.

ENCUENTRO DE INTEGRACIÓN

UNA SOLA TIERRA, UN SOLO CORAZÓN”

“La libertad, Sancho, es uno de los más preciosos dones que a los hombres dieron los cielos; con ella no pueden igualarse los tesoros que encierra la tierra ni el mar encubre; por la libertad así como por la honra se puede y debe aventurar la vida, y, por el contrario, el cautiverio es el mayor mal que puede venir a los hombres” Don Quijote

Sabéis que el año pasado celebramos la primera convivencia- retiro.

En las conclusiones finales quedamos convocados para la realización de este segundo encuentro; que se va convirtiendo en un espacio Familiar, donde familias de diferentes países del mundo celebran su encuentro con el Señor de la historia.

En el primer encuentro, de Noviembre pasado, reflexionamos sobre un tema importante para nosotros: Nuestras familia acá en España: Dificultades y vías de soluciones

En este Segundo Encuentro, damos un paso más, cómo vivir como hombres y mujeres libres desde la experiencia de la Resurrección de Jesús el nazareno:

- ¿En qué consiste la Resurrección de Jesús?

- ¿Es posible ser libres y construir la fraternidad en esta sociedad hoy?

DÓNDE nos reunimos:

En la comunidad de ONUVA, en Puebla del Río, a 15 kms de Sevilla, se convoca a la convivencia-retiro  de integración. La acogida y el comienzo será el sábado 12 a los 12,00 h. Se termina el día 13 de abril después de comer.

Quienes organizamos este encuentro:

La Asoc. de mujeres inmigrantes voluntarias y solidarias de Andalucía (AMIVISA) La fraternidad Secular de Carlos de Foucauld de Málaga y Sevilla. La Asoc. De hermanamientos de los pueblos. La Asoc. de amigos de Bolivia y el grupo de jóvenes de Puebla de la Calzada.

A QUIÉN SE CONVOCA:

- A los que estuvimos en el encuentro del año pasado.

- No han dejado de preguntarnos personas jóvenes y de otras asociaciones interesadas por esta convivencia. A todos ellos esperamos.

- Todos ellos están invitados a compartir estos días de celebración del Reino de justicia y de fraternidad..

¿HACE FALTA LLEVAR ALGO?

Sería importante llevar sabanas, un saco de dormir, y una Biblia. Y también 3 euros para aportar a los gastos. Pero es vital traer el equipaje de la alegría, la capacidad para no salir de aquí como llegamos, la actitud de meterse dentro de uno mismo para contemplarse y ponerse a punto. A punto desde Dios y para Dios. Desde las necesidades de la iglesia de los empobrecidos y el mundo y a favor del mundo que sufre.

OBJETIVOS QUE NOS PROPONEMOS:

☼ Acompañarnos en esta búsqueda de que otro mundo es posible.

☼ Reflexionar sobre las cosas que vivimos en la sociedad de acogida a la luz del evangelio.

☼ Buscar nuevos espacios de participación.

☼ Fortalecernos y ayudarnos como familias.

☼ Promover intercambio de experiencias.

☼ Celebrar en comunidad la Fe.

☼ Estimular nuevos valores en la familia.

Seguimos caminando, nos seguimos acompañando, seguimos soñando de que otro mundo está ya siendo posible con el esfuerzo de todos/as Los niños, los jóvenes son los protagonistas de estos encuentros. La comunidad cristiana de ONUVA, nuestra casa de acogida.

Del 12 al 13 de Abril de 2008

Puebla del Río (Sevilla)

 

¿Quiénes somos?   -   Contacte con nosotros   -   Mapa del sitio   -    Aviso legal 

Logotipo de la Familia Carlos de Foucauld